Autor: Williams Chevalier

Página: 5

12.51
Fin del sorteoLos cruces, a partido único, serán: Athletic Club-Real Madrid, Real Sociedad-Betis, Valencia-Cádiz y Rayo Vallecano Mallorca. Los encuentros tendrán lugar entre el uno y el tres de febrero. Gracias por seguir en ABC.es el sorteo de cuartos de final de la Copa del Rey.

12.51
Rayo Vallecano-Mallorca

12.51
Valencia-Cádiz

12.51
Real Sociedad-Real Betis

12.51
Primer cruce: Athletic Club-Real MadridLos de Marcelino, tras eliminar al Barcelona, recibirán al Real Madrid en San Mamés.

12.51
Comienza el sorteo
David Villa, histórico delantero de la selección española y tres veces campeón de la Copa del Rey, será la mano inocente en el sorteo.

12.51Recordemos que el Barcelona, el vigente campeón del torneo, no estará en los cuartos de final. Anoche, los de Xavi Hernández fueron apeados del torneo por un magnífico Athletic Club.

12.51Todo listo en la Ciudad del Fútbol de Las Rozas. El sorteo de cuartos de final de la Copa del Rey comenzará en breves minutos.

09.46
Fechas de los partidos de cuartosLas eliminatorias de cuartos de final de la Copa del Rey que se sortean hoy, que se desarrollarán a partido único, se jugarán los días 1, 2 y 3 de febrero en el estadio que determine el orden del sorteo al no haberse clasificado clubes de otras categorías.

09.46
Equipos clasificadosAyer jueves se cerraban las eliminatorias de octavos de final con la clasificación de Real Madrid y Athletic, los dos últimos conjuntos en conseguir el pase a la ronda de cuartos que se sortea hoy. Los ocho clubes presentes en este sorteo son: Mallorca, Cádiz, Rayo Vallecano, Betis, Valencia, Real Sociedad, Real Madrid y Athletic Club.

09.46Buenos días y bienvenidos a ABC.es. Hoy vamos a contarles en vivo y en directo sorteo de los cuartos de final de la Copa del Rey. Una acto que tendrá lugar en la sede de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) a partir de las 12.30 horas.

Tras las dos agónicas prórrogas que deparó la Copa del Rey en la jornada de ayer, hoy, el sorteo puro de los cuartos de final no ha dejado indiferente a nadie. Porque, en efecto, los dos vencedores en los épicos partidos de anoche se verán las caras por una plaza en semifinales. En San Mamés, Athletic Club y Real Madrid protagonizarán el duelo más atractivo de los cuartos de final.

Otro duelo apasionante también tendrá protagonismo vasco. Real Sociedad y Real Betis, ambos firmando una genial temporada, se medirán las caras en el antiguo Anoeta. Los de Imanol, tras arrollar en su feudo al Atlético de Madrid, y los andaluces, después de eliminar a su eterno rival, el Sevilla, dejan al aficionado una bonita eliminatoria en una campaña en la que ambos sueñan con levantar un título: la Copa y la Europa League les aguardan.

Por último, los dos cruces restantes son Valencia-Cádiz y Rayo Vallecano-Mallorca. Salvolos de Bordalás, que ya levantaron el trofeo copero en 2019, tanto Cádiz, Mallorca y Rayo, sueñan con estar en semifinales, un lugar poco común para unos conjuntos que suelen estar abonados al sufrimiento. Por otra parte, recordemos que las eliminatorias serán a partido único y que se disputarán entre el uno y el tres del próximo mes de febrero.

Fechas y horarios de los cuartos de final de la Copa

Miércoles 2 de febrero: Rayo Vallecano – Mallorca (20.00 horas, DAZN) y Valencia – Cádiz (21.00 horas, DAZN, Mediaset)

Jueves 3 de febrero: Real Sociedad – Real Betis (20.00 horas, DAZN), Athletic Club – Real Madrid (21.30 horas, DAZN, Mediaset)

El 'reloj del fin del mundo' (Doomsday Clock), que representa cuánto le queda a la especie humana para su destrucción total, se ha mantenido este jueves a 100 segundos de la campanada final, tal y como lo habían dejado hace justo un año los científicos atómicos encargados de manejar sus manecillas. La decisión de no retroceder un solo segundo se debe a que persisten los riesgos que plantean la proliferación nuclear, las armas biológicas, el cambio climático, la pandemia y la desinformación, «que socava la toma de decisiones racional». Al menos, queda el consuelo de que tampoco ha avanzado.

Pero que no se haya movido no es una buena noticia. «Estamos atrapados en un momento peligroso, que no trae ni estabilidad ni seguridad», asegura Sharon Squassoni, una de las editoras del Boletín de Científicos Atómicos, que maneja esta cuenta atrás simbólica.

El también llamado 'reloj del juicio final', situado en la Universidad de Chicago, se creó en 1947 ante el creciente peligro nuclear y el aumento de las tensiones entre los dos bloques. Desde entonces, se ha convertido en un indicador universalmente reconocido de la vulnerabilidad del mundo. El reloj se acerca o se aleja de la medianoche según la situación política, científica y militar a nivel global.

Peor que en la Guerra Fría
El pasado año, los científicos decidieron adelantar el reloj 20 segundos, de forma que solo faltaban 100 para que el apocalipsis. De esta forma, el mundo se situaba más cerca que nunca de la destrucción total, con un riesgo aún mayor del que había en el apogeo de la Guerra Fría. Las causas fueron, según explicaron, la amenaza de las armas atómicas, el cambio climático y la guerra de desinformación. Aunque ahora los científicos valoran de forma positiva el cambio en la administración estadounidense, en manos del presidente Biden -extensión del acuerdo de armas New START, reincorporación al acuerdo climático de París, regreso de la ciencia, etc.-, las tendencias negativas han continuado.

Según explican, las relaciones de EE.UU. con Rusia y China siguen siendo tensas y los tres países participan en una serie de esfuerzos de expansión y modernización nuclear. Si los impulsos de estos países para desarrollar misiles hipersónicos y las continuas pruebas de armas antisatélite por parte de muchas naciones no se restringen, «estos esfuerzos podrían marcar el comienzo de una nueva y peligrosa carrera de armamentos nucleares», aseguran. También les preocupa la expansión nuclear y de misiles sin restricciones de Corea del Norte y los despliegues de tropas rusas en la frontera con Ucrania.

Los científicos también señalan que para muchos países, todavía existe una gran brecha entre las promesas de reducción de gases de efecto invernadero a largo plazo y las acciones de reducción de emisiones a corto y medio plazo necesarias para lograr esos objetivos.

Insuficiente respuesta al Covid-19
Además, aunque los países desarrollados mejoraron sus respuestas a la pandemia de Covid-19 en el último año, «la respuesta mundial siguió siendo totalmente insuficiente». Los planes para una distribución global rápida de vacunas «colapsaron, dejando a los países más pobres en gran parte sin vacunar y permitiendo que nuevas variantes del virus SARS-CoV-2 ganaran un refuerzo no deseado». Más allá de la pandemia, a juicio de los autores del documento, los preocupantes lapsos de bioseguridad y bioprotección dejaron claro que la comunidad internacional debe prestar mucha atención a la gestión de la investigación biológica. Además, creen que ha comenzado una nueva carrera de armas biológicas.

Igualmente, aunque la nuevo gobierno estadounidense avanzó en el restablecimiento del papel de la ciencia y la evidencia en las políticas públicas, «la corrupción del ecosistema de la información continuó a buen ritmo en 2021». En EE.UU., una oleada de mentiras habilitadas por internet persuadió a una parte significativa del público estadounidense a creer la narrativa completamente falsa que afirmaba que Joe Biden no ganó las elecciones presidenciales en 2020. Para los científicos, los esfuerzos continuos para fomentar esta narrativa «amenazan la democracia estadounidense».

«Nueva anormalidad»
En vista de este entorno de amenazas, los miembros de la Junta de Ciencia y Seguridad han considerado que el mundo no es más seguro que el año pasado en este momento y, por lo tanto, han decidido dejar el reloj a los 100 segundos para la medianoche. «Esta decisión no sugiere, de ninguna manera, que la situación de seguridad internacional se haya estabilizado. Por el contrario, el reloj sigue estando lo más cerca que ha estado nunca del apocalipsis que acaba con la civilización porque el mundo sigue atrapado en un momento extremadamente peligroso. En 2019 lo llamamos la nueva anormalidad y, lamentablemente, ha persistido», dicen.

«Los líderes mundiales y el público no se están moviendo ni cerca de la velocidad o la unidad necesarias para prevenir un desastre», advierten los científicos, al tiempo que les piden un compromiso inmediato para renovar la cooperación que reduzca todos estos riesgos. «Los ciudadanos del mundo pueden y deben organizarse para exigir que sus líderes lo hagan, y rápidamente. El umbral de la perdición no es un lugar para holgazanear», proclaman.

El European Centre for International Political Economy (Ecipe), entidad de investigación independiente y sin ánimo de lucro centrada en el análisis la política económica y comercial en el ámbito internacional, publicó la semana pasada un informe que muestra cómo la protección de la propiedad industrial supondría un impulso para el PIB, la productividad, las inversiones y las exportaciones en Europa al tener un efecto directo sobre los sectores intensivos en este terreno, como es el caso del farmacéutico.

El estudio avala que políticas más sólidas en los Acuerdos de Libre Comercio
de la UE conducirían a crecimientos anuales de 63.000 millones de euros en el PIB y 74.000 millones de euros en exportaciones; significarían 17.000 millones de euros más en inversiones, y un impacto positivo en los salarios de 245 euros por familia.

«Los derechos de propiedad industrial son cada vez más importantes para las economías basadas en el desarrollo del conocimiento. Su protección no sólo fortalece la economía de la Unión Europea y de los Estados miembros, sino que también las hace más resistentes, al fortalecer las exportaciones, la productividad y las inversiones, un objetivo de la política de la Unión para la estrategia industrial en la era posterior a la Covid-19», recuerda la directora del Departamento Internacional de Farmaindustria, Iciar Sanz de Madrid.

Una protección más sólida de la propiedad industrial en la UE impulsaría el PIB, la productividad, las inversiones y las exportaciones

«Y no hay que olvidar que, además del estímulo para las economías, una sólida protección de la propiedad industrial en el ámbito farmacéutico es esencial para asegurar la investigación y el desarrollo de nuevos medicamentos que permitan avanzar en la lucha contra las enfermedades, mejorar la salud de las personas y reducir los costes de los sistemas sanitarios, como ha venido ocurriendo en las últimas décadas en Europa», añade Sanz de Madrid.

El estudio del Ecipe hace un seguimiento de la evolución de las disposiciones sobre la propiedad industrial incluidas en los acuerdos de libre comercio para analizar si el estándar actual de dicho marco permite que Europa aproveche al máximo sus oportunidades de crecimiento. Asimismo, el informe también proporciona estimaciones cuantitativas sobre la relevancia de la propiedad industrial para cada Estado miembro, y concluye que todos se beneficiarían.

«La UE debería incorporar disposiciones de propiedad industrial más estrictas en los acuerdos de libre comercio, en particular con los países desarrollados. Esto conduciría a un PIB y unos salarios más altos, y Europa mejoraría a la hora de atraer inversiones en innovación de vanguardia», afirmó Fredrik Erixon, autor principal del estudio, en la presentación telemática. «Actualmente, la defensa de la propiedad industrial no es una prioridad para los Estados miembros en sus políticas comerciales. Estos resultados demuestran que debería estar en el centro de una nueva estrategia comercial europea para el crecimiento, la competitividad y la resiliencia», declaró.

Las once industrias que más patentan generan el 51% de todas las inversiones en Europa, suponen el 44,8% del PIB y crean el 38,9% del empleo

Más desarrollo económico y bienestar
Entre las conclusiones del informe también destaca el positivo efecto sobre las pymes, ya que muchas empresas emergentes dependen en gran medida de su propiedad industrial, y su protección eficaz las ayudaría a impulsar sus exportaciones y conectarse con las cadenas de valor globales.

Del mismo modo, los sectores intensivos en I+D son responsables del 68% del total de las exportaciones de la UE. Por lo tanto, la protección de la propiedad industrial es esencial para la buena marcha de este capítulo económico en el continente y para atraer inversiones en innovación. Por otro lado, las once industrias con mayor uso intensivo de la propiedad industrial generan el 51% de todas las inversiones en Europa, suponen el 44,8% del PIB y crean el 38,9% del empleo, lo que conduce directamente a un mayor desarrollo económico y bienestar, dice el estudio.

Dos de cada tres euros que exporta la UE proceden de los sectores que más invierten en I+D

«El desafío actual reside en abordar qué factores determinan las decisiones de inversión en I+D tanto para las grandes como para las pequeñas empresas, e implementar las más competitivas. Esto es lo que están haciendo todos los países y regiones que compiten por las inversiones farmacéuticas y la innovación», explicó Nathalie Moll, directora general de la Federación Europea de Asociaciones de la Industria Farmacéutica (Efpia, a la que pertenece Farmaindustria), invitada a la presentación del estudio.

«Si Europa decide apostar por marcos de propiedad industrial fuertes y exentos de incertidumbres en sus estrategias farmacéuticas y comerciales -dijo-, nuestra región podría recuperar la posición dominante que disfrutó en la década de los 90 y que ha ido perdiendo ante Estados Unidos o China, mejorará el acceso de los pacientes a la innovación y fortalecerá la resiliencia estratégica general de la UE, que sabemos que es un objetivo clave».

Reacciona Nadal con salto y vamos característico porque a los 28 minutos ya tiene el primer set en su poder. Rapidísimo de piernas y de ideas, provoca que Khachanov pregunte y pregunte a su palco cómo es posible que antes de caer en el saque ya tenga la pelota de Nadal en su campo. Así luce el español, en octavos de final y con todo el engranaje engrasado para las grandes cotas. Khachanov no era baladí, proyectiles en lugar de golpes, plata olímpica en agosto, aunque se haya desvirtuado su progresión en los últimos meses. Es la duodécima derrota ante un top diez que sufre el ruso, que empezó con el ímpetu de Rublev o Medvedev, pero se ha quedado estancado un paso por detrás.

En el partido, fue Nadal quien no le dejó avanzar ni un milímetro. Un punto logró el ruso en los doce primeros disputados. Las derechas del balear con efectos volaban, retorcidas tras el bote, ilegibles e inalcanzables. Khachanov no encontraba manera de responder, de que sus derechas, otrora potentes, se quedaran en nada o se volvieran contra él cuando pasaban por la mano de Nadal.

Le costó al ruso desatascarse. Y hasta cuando encontró alguna forma de hacer daño al 5 del mundo, no tuvo la paciencia suficiente para apuntillar la faena. 28 minutos duró el primer set y el primer juego del segundo superó los doce. Hasta ocho minutos se alargó el tercero. Elevado el ruso en esa segunda manga, pero hasta el límite que le dejó Nadal. Al final, 51 minutos de mucho nivel, pero el resultado señaló quién estaba más fino en los momentos donde se decide todo, los break points, las opciones que o se cogen al vuelo o alimentan el hambre del rival: 6-2.

Pero ya estaba más cerca Khachanov. De ese tenis que lo había llevado en cursos anteriores hasta la octava plaza de la ATP, antes de la pandemia, impulsado por tres títulos, entre los que destaca el Masters 1.000 de París-Bercy. Desafió la buena dinámica de su rival y acabó por encontrar el camino. Mejorada la estrategia de la potencia, ajustados los servicios, más paciente en las resoluciones. Paliza, eso sí, porque ante Nadal hay que hacer todo eso y mucho más y durante mucho tiempo: 57 minutos.

Sin embargo, la regularidad se evaporó como vino. A Nadal no le entran nunca las prisas, sobre todo en este torneo en el que todo suma para bien, después de seis meses de parón por la lesión en el pie. Cogió calor en el ATP 250 de Melbourne y coge carrerilla ahora, asimilando el balear que cada reto es una pieza más que acopla a su regeneración. Y si Khachanov quería batalla desde el fondo, Nadal aceptó el reto. Ante las dificultades, multitud de recursos, hasta dar con la solución. Si había que mover y mover y mover a Khachanov, ahí estaba su derecha abierta, su revés cerrado, su concentración y su fe en que podía superar el bajón.

Es así como crece ante las dificultades, es así como se construye. Y si en la batalla logra encender al rival, desestabilizarlo, la confianza le permite burlar sus estrategias. Y permitirse golpes al límite que no haría si no saliera todo lo demás. Como lanzar una derecha invertida a 155 kilómetros por hora y convertirla en ganador. O como el punto para lograr el break definitivo en la cuarta manga, carrera de lado a lado y passing impecable de revés. Un tiro tan acertado para la victoria como necesario para creerse que todo es posible. Que ya está en octavos, que el pie responde, que el nivel sigue al alza, que ya está listo para lo que venga.

Toni Kroos tiene un bagaje ya a sus espaldas. El experimentado centrocampista alemán lo ha vivido todo en el fútbol, desde profundas decepciones a triunfos tan grandes como el Mundial o la Champions League. Sin embargo, y a tenor de su reacción sobre el terreno de juego, nunca en su carrera había recibido una tarjeta amarilla tan surrealista como la que vio ayer en Elche.

Sucedió en la recta final del partido de octavos de final entre los blancos y el conjuntom ilicitano. Con el duelo aún igualado y mucha tensión por lo incierto de su desenlace, una disputa del madridista con el local Tete Morente acabó con cartulina para Kroos y una enfado monumental del teutón.

Después de que el colegiado señalase la falta Kroos le aseguró entre aspavientos que en ningún caso había llegado a tocar a su rival, algo que confirmó la repetición de la jugada por televisión. Sin embargo Figueroa Vázquez consideró que la jugada, y sobre todo los gestos de Kroos, merecían un castigo en forma de tarjeta.

El enfado del centrocampista madridista se alargó una vez finalizado el encuentro. Ni siquiera lo olvidó con la clasificación del Real Madrid para los cuartos de final del torneo copero. «Tarjeta amarilla, por supuesto», comentó sobre un vídeo de la jugada en las redes sociales.

Pésimas noticias para Xavi y para el Barcelona. Pero sobre todo, para Ansu Fati, que volvió a lesionarse durante el partido en San Mamés contra el Athletic de Bilbao de Copa del Rey. El delantero recayó de su dolencia en el bíceps femoral, esa que le tuvo apartado de los terrenos de juego desde principios de noviembre hasta la pasada semana. Tras las pruebas realizadas esta tarde en las instalaciones del Barcelona, donde ha sido diagnosticado con «una lesión en el tendón proximal del bíceps femoral del muslo izquierdo», parece que el club catalán estaría planteándose la opción del quirófano, aunque en el comunicado emitido se especifica que la decisión final se tomará en los próximos días.

El futbolista está viviendo un auténtico calvario y ayer se retiró llorando del césped de San Mamés cuando solo llevaba media hora sobre el terreno de juego. Las primeras exploraciones confirmaron que se había resentido del bíceps femoral de la pierna izquierda en una acción en la que fue a presionar la salida de balón de Íñigo Martínez. «El jugador del primer equipo Ansu Fati tiene una lesión muscular en el bíceps femoral del muslo izquierdo. Pendiente de pruebas para saber el alcance exacto de la lesión», rezaba el parte médico oficial emitido por el club azulgrana ayer. Hoy una operación entra en los planes.

Ansu Fati partió desde el banquillo. El delantero entró en el minuto 61 por Ferran Jutglà, pero tuvo que ser sustituido en la prórroga, en el minuto 96 al notar un pinchazo en la parte posterior de su pierna izquierda. Martin Braithwaite, que reaparecía tras cinco meses de baja, ocupó la plaza del canterano. Si preocupante fue la imagen de Fati llorando desconsoladamente en el hombro de Xavi, más duro fue verle bajar del autocar al llegar al aeropuerto. Pasos cortos, leve cojera y dificultad para andar. Una inoportuna recaída que dejará al Barcelona varias semanas sin su participación.

Ansu Fati se lesionó el pasado 8 de noviembre ante el Celta en Vigo. Una lesión muscular que le dejó dos meses en el dique seco. Ahora había vuelto a sentirse bien después de ir con mucha prudencia en su reaparición. Xavi retrasó mucho el regreso del delantero para evitar precisamente una caída. No volvió a jugar hasta la semana pasada, en la Supercopa de España ante el Real Madrid. Disputó los últimos 25 minutos y marcó el gol del empate provisional y que permitió la disputa de una prórroga que se acabó llevando el equipo blanco. En su idea de darle entrada progresivamente, Xavi le volvió a dar minutos ante el Athletic, pero el futbolista recayó. Además, el técnico, que no podrá con Ansu Fati hasta el mes de marzo, también vio cómo Pedri acababa pidiendo el cambio, aunque en este caso no parece nada grave.

El Europeo de futsal avanza ya a toda máquina en los Países Bajos. La cita que reúne a las mejores dieciséis selecciones del continente en pos del título que ostenta Portugal como vigente campeón, discurre apenas por la primera jornada de la fase de grupos, pero ya ha dejado algunas sorpresas e imágenes espectaculares.

Entre las primeras se pueden destacar los apuros del campeón en su debut ante Serbia, la victoria de los anfitriones, los Países Bajos, que recordaron viejos tiempos gloriosos superando a Ucrania, o el emocionante empate entre Italia y Finlandia.

Mientras que entre las segundas destacaron, además de los dos increíbles disparos del francotirador finlandés Alamikkotervo, dos acciones de la jornada del jueves, destacadas por la UEFA.

La primera, el golazo de volea del brasileño nacionalizado Douglas Jr. en el empate de Kazajistán y Eslovenia. Un tanto que fue premiado como el mejor de la jornada.

Y la segunda la increíble jugada del esloveno Teo Turk, que mandó el balón a la red con una acción que hizo parecer sencilla por su destreza con la pelota en los pies, pero incluyó dos túneles sucesivos, primero a un rival de campo y después al portero.

Este viernes, y a la espera de que debute la selección española en su grupo (D) mañana sábado ante Bosnia, es turno del grupo C, con los choques Rusia-Eslovaquia y Polonia-Croacia.

Carlos Alcaraz firmó este viernes uno de los partidos más emocionantes de la tercera ronda del Abierto de Australia. La gran promesa del tenis español estuvo a punto de remontar al italiano Matteo Berrettini, número siete del mundo, tras ceder los dos primeros sets.

Alcaraz, que a sus 18 años se ha presentado en el primer Grand Slam de la temporada con una imagen renovada, mucho más poderoso, cayó por 6-2 y 7-6 en las dos primeras mangas. Pero lejos de venirse abajo el español se rehizo para adjudicarse las dos siguientes (6-4 y 6-2) y amenazar seriamente el triunfo del italiano.

Sin embargo, cuando se vislumbraba una remontada épica del murciano, número 31 de la ATP, Berrettini resistió al empuje de Alcaraz, llevó el partido al desempate definitivo, y se acabó imponiendo por 10-5. Al pupilo de Juan Carlos Ferrer le faltó algo de temple en la 'muerte súbita' que definió el pase y en la que Berrettini estuvo notablemente más tranquilo.

Fue una dura lucha de más de cuatro horas en la Rod Laver, un escenario donde Alcaraz exhibió su talento y su poderío (51 ganadores), insuficiente ante el italiano, que supo recuperar su fortaleza en el momento adecuado y cuando había visto como el español le había igualado dos sets de desventaja.

El siete del mundo golpeó primero, llevándose el primer set con más dificultades de lo que señala el marcador ya que antes de romper y encadenar cinco juegos seguidos tuvo que salvar cinco bolas de rotura. El segundo parcial fue de alto nivel por parte de ambos y Alcaraz fue capaz de equilibrar una rotura inicial antes de caer finalmente en el 'tiebreak' y ver como se le ponían las cosas cuesta arriba.

Pero ahí sacó su carácter para firmar una gran reacción. Apoyado en su mejor tenis y en su servicio, el de Murcia le cerró las puertas a su rival al resto y tuvo calma para aprovechar sus ocasiones en cada manga. Un 6-4 y, sobre todo, el 6-2 del cuarto parcial evidenciaron que tenía ganas de más 'batalla' sobre la pista central.

Berrettini tiró entonces de su experiencia para volver a centrarse en una quinta manga de casi una hora y 23 minutos, con pocos resquicios por parte de ambos y que se decidió en la 'muerte súbita' después de que Alcaraz salvase una bola de partido. El español, entonces, no controló su ímpetu y el italiano no lo desperdició para sentenciar.

Carreño, a vengar a su compatriota
Ahora Pablo Carreño tratará de vengar a su compatriota en octavos de final después de haber derrotado al estadounidense Sebastian Korda por 6-4, 7-5, 6-7 y 6-3.

El de Gijón alcanzó por tercera vez el que es su tope en Melbourne Park después de un partido sólido, pero en el que tuvo que trabajar para sacarlo adelante gracias a un gran día con su 'drive', con el que firmó 24 de sus 53 golpes ganadores.

Carreño encarriló bien su pase tras ganar las dos primeras mangas, con algo de sufrimiento en la segunda donde tuvo que levantar cuatro bolas de 'break' con 4-4. Korda aguantó en la tercera y fue capaz de salvar una desventaja de 5/3 en la 'muerte súbita' para alargar el duelo, pero el español ya no dio más concesiones y con tres roturas cerró su pase a octavos.

Paula Badosa, feliz tras el triunfo – AFP
Badosa aplaca la rebelión de la joven Kostyuk
La española Paula Badosa se exprimió el viernes en el Melbourne Park para vencer a la talentosa adolescente ucraniana Marta Kostyuk (6-2, 5-7, 6-4) y avanzar por primera vez hasta los octavos del Abierto de Australia.

En estado de gracia, la número seis del mundo, campeona en el preparatorio torneo de Sídney y en el último Indian Wells, tuvo que sufrir para obtener en 2 horas y 19 minutos su pleno de ocho victorias en lo que va de 2022.

«Esperaba un partido así. Marta es una jugadora increíble, jugó al nivel de top-5 mundial. Tiene mucho potencial y pronto será una de las mejores jugadoras de mundo», afirmó Badosa, de 24 años, en declaraciones a pie de pista.

Nada hacía augurar un duelo tan peleado cuando la española se asignó el primer set en solo media hora de juego, infalible en los momentos decisivos, con un 3/3 de eficacia en los puntos de ruptura.

El segundo set empezó con la misma tónica, con Badosa rompiendo rápidamente el servicio de la fogosa ucraniana de 19 años, número 66 del mundo, que alternaba golpes magistrales con fallos de precipitación.

En el octavo juego, Kostyuk consiguió romper el servicio de la española y se rebeló, encadenando varios juegos de alto nivel hasta conseguir, después de tres bolas de set, llevarse el partido a la última manga.

En ella, ambas jugadoras se enzarzaron en intercambios espectaculares, pero la veteranía de Badosa acabó imponiéndose al ímpetu de Kostyuk, errática en algunos puntos culminantes.

Badosa, que no había pasado nunca de la segunda ronda en sus anteriores tres participaciones en Melbourne, se enfrentará en octavos a la ganadora del duelo entre la estadounidense Madison Keys y la china Qiang Wang.

Aaunque una de las máximas no escritas del fútbol diga que lo que pasa en el campo queda en el campo, en algunas ocasiones no es así. No puede ser así. Raúl Sánchez es uno de los ejemplos. Su vida cambió radicalmente cuando al terminar un partido de fútbol de veteranos, un jugador del equipo rival, que había sido expulsado, entró en el terreno de juego y le propinó una patada por la espalda que lo dejó tetrapléjico. «Una agresión cambió mi vida para siempre. Ocho meses ingresado en un hospital, varias operaciones y rehabilitación de por vida. La patada me causó una tetraplejia a nivel C3, C4 y una rotura parcial de la médula. De ser una persona totalmente… Ver Más

Neurocientíficos del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) han descubierto una señal que los bebés utilizan para identificar a las personas de más confianza, aquellas con las que pueden contar, sin ninguna duda, para recibir ayuda y cuidados. Para los niños, según los investigadores, la saliva es clave. El hecho de compartirla en besos, comidas o limpieza supone establecer un vínculo estrecho. No resulta una práctica muy higiénica en estos tiempos de pandemia, pero los más pequeños aprenden muy pronto que donde hay babas hay confianza.

En el nuevo estudio, publicado en la revista 'Science', los investigadores demostraron que los bebés esperan que las personas que comparten saliva se ayuden entre sí cuando una de ellas está angustiada, mucho más que cuando las personas comparten juguetes o interactúan de otras maneras que no involucran el intercambio de saliva. Los hallazgos sugieren que los bebés pueden usar estas señales para tratar de descubrir quién a su alrededor es más probable que les ofrezca ayuda.

«Los bebés no saben de antemano qué relaciones son las más cercanas y moralmente vinculantes, por lo que deben tener alguna forma de aprender esto observando lo que sucede a su alrededor», dice Rebecca Saxe, miembro del Instituto McGovern para la Investigación del Cerebro del MIT y autora principal del nuevo estudio.

Títeres angustiados
En las sociedades humanas, las personas suelen distinguir entre relaciones estrechas o distantes. Las primeras, que generalmente se encuentran entre miembros de la familia, presentan fuertes niveles de apego, obligación y capacidad de respuesta mutua. Los antropólogos también han observado que las personas en relaciones estrechas están más dispuestas a compartir fluidos corporales como la saliva.

Los investigadores se preguntaron entonces si los bebés distinguen este tipo de relaciones y si compartir saliva puede ser una pista buena para reconocerlas. Para responder a estas cuestiones, observaron a bebés desde los ocho meses al año y medio mientras veían un 'show' preparado con títeres y actores humanos.

En la primera serie de experimentos, un títere compartió una naranja con un actor y luego lanzó una pelota de un lado a otro con otro actor. Después de que los niños observaran estas interacciones iniciales, los investigadores se fijaron en sus reacciones cuando el títere mostraba angustia mientras estaba sentado entre los dos actores. Con base en un estudio anterior con primates no humanos, los investigadores plantearon la hipótesis de que los bebés mirarían primero a la persona de la que esperaban ayuda. Ese estudio mostró que cuando las crías de mono lloran, otros miembros del grupo miran a los padres del bebé, como si esperaran su intervención.

En el experimento, los investigadores descubrieron que, cuando el títere mostraba angustia, era más probable que los niños miraran hacia el actor que había compartido comida con el títere, no hacia el que había compartido un juguete.

En una segunda serie de experimentos, diseñada para enfocarse más específicamente en la saliva, el actor colocaba su dedo en su boca y luego dentro de la boca del títere, o colocaba su dedo en su frente y luego en la frente del títere. Más tarde, cuando el actor expresó angustia mientras estaba de pie entre los dos títeres, era más probable que los niños que veían el vídeo miraran hacia el títere con el que había compartido saliva. Para ellos, estaba claro que ese es el que tenía que echar una mano.

Señales sociales
Los hallazgos sugieren que compartir saliva es probablemente una señal importante que ayuda a los bebés a aprender sobre sus propias relaciones sociales y las de las personas que los rodean.

«La habilidad general de aprender sobre las relaciones sociales es muy útil», dice Ashley Thomas, del MIT y autora principal del estudio. «Una de las razones por las que esta distinción entre relaciones estrechas y distantes podría ser importante para los bebés en particular, especialmente para los bebés humanos, que dependen de los adultos durante más tiempo que muchas otras especies, es que podría ser una buena manera de averiguar quién más puede brindar la ayuda de la que dependen para sobrevivir».

Los investigadores realizaron su primer conjunto de estudios poco antes de que comenzaran los confinamientos por el Covid-19, con bebés que acudieron al laboratorio con sus familias. Los experimentos posteriores se realizaron a través de Zoom. Los resultados que vieron los investigadores fueron similares antes y después, lo que confirma que los problemas de higiene relacionados con el coronavirus no afectaron el resultado.

«Podías preguntarte, ¿los niños comenzaron a pensar de manera muy diferente acerca de compartir saliva cuando de repente todos hablaban de higiene todo el tiempo? Entonces, para esa pregunta, es muy útil que tuviéramos un conjunto de datos inicial recopilado antes de la pandemia», dice Saxe.

En un futuro, los investigadores esperan realizar estudios similares con bebés de culturas que tienen diferentes tipos de estructuras familiares.


Canción actual

Título

Artista

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!

Pin It on Pinterest