El Barça mejora la imagen, pero sigue adoleciendo de falta de pegada

Escrito por el noviembre 21, 2021

Xavi Hernández ha logrado lo que parecía imposible. Más allá del resultado,consiguió recuperar el orgullo del culé y solo ha necesitado noventa minutos para ello, aunque una concatenación de pequeños detalles en día del debut del excentrocampista ya hacían presagiar un notable cambio en el Barcelona. Para comenzar, todos los jugadores llegaron ayer juntos al estadio, en autocar, dos años después de la última vez. Xavi quiere fomentar la buena relación en la plantilla y si durante el día a día ha impuesto que todos desayunen y almuercen juntos, también ha decidido una pequeña concentración el día del partido, descartando que cada jugador llegara por su cuenta al Camp Nou.

El calentamiento también presentó cambios, en cuanto a diseño e intensidad. Ya se pudo comprobar en los prolegómenos cómo iba a jugar el equipo, pero, sin duda, el momento mas esperado era el del anuncio de su primera alineación. Sorprendía la titularidad de Illias Akhomach, un joven extremo de 17 años que debutaba con el primer equipo. No tanto su puesta en escena, jugando en campo contrario, con una presión alta, recuperación rápida tras pérdida, posesión del balón, circulación rápida y extremos abiertos. Y sobre todo su apuesta por la Masía, con ocho futbolistas en el equipo titular formados en las categorías inferiores.

La expectación en la ávida afición azulgrana fue máxima. Tanto como para que 74.418 seguidores (la segunda mejor entrada de toda la temporada, tras el clásico) acudieran al Camp Nou para presenciar en persona esta nueva era. Xavi dio muestras de su personalidad dejando en el banquillo a futbolistas como Coutinho o Riqui Puig, que parecía que iban a tener mucho más protagonismo del que habían disfrutado hasta el momento con Ronald Koeman. El caso del brasileño es preocupante y las primeras decisiones del nuevo técnico le señalan claramente la puerta de salida, algo que el club celebra por el alto coste que supone tenerle en nómina y su rendimiento inversamente proporcional.

Poca efectividad
A pesar de todo, hay aspectos que no cambian y ante los que Xavi prácticamente no puede hacer nada. Es la falta de pegada de la que adolece el equipo, su escasa efectividad y la necesidad de contar con un delantero solvente. Se comprobó a lo largo de todo el partido, sobre todo en la primera parte, en la que el absoluto dominio no se tradujo en gol. Y el primer tanto de la nueva etapa inaugurada por Xavi llegó de penalti tras una polémica acción sobre Memphis Depay que el propio jugador transformó.

El retorno de Ansu Fati y Dembélé podrían solventar este problema, aunque el barcelonismo recibió ayer una mala noticia al trascender desde el entorno cercano al club azulgrana que el Kun Agüero podría haber decidido poner fin a su carrera deportiva a causa de los problemas cardíacos que le obligaron a retirarse del partido ante el Alavés y a someterse a diferentes estudios médicos que confirmaron una arritmia.


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *



Canción actual

Título

Artista

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!