Josh O’Connor se hace estrella en Toronto

Oops...
Slider with alias none not found.

El Festival de Cine de Toronto se rinde al encanto de Josh O'Connor, que ha estrenado 'Mothering Sunday' en el teatro Princess of Wales, curioso nombre si tenemos en cuenta que el actor se hizo famoso precisamente interpretando al Príncipe de Gales en la serie 'The Crown'. Tal es la confusión del público con su persona que, durante la sesión posterior de preguntas y respuestas con el actor, una mujer del público le preguntó: «¿Qué significa para usted interpretar un personaje de ficción? Sorprendido, O’Connor no perdió la flema británica y contestó muy diplomático. «'The Crown' es también ficción». Ante la carcajada general, quedó claro que la audiencia había caído enamorada de su persona. También era palpable la sensación de que con 'Mothering Sunday', O'Connor ha avanzado hacia una nueva etapa en su carrera profesional: el estrellato. Como dijo la directora del filme, Eva Husson, «Josh te seduce. Es capaz de mostrar sus emociones a flor de piel con una aparente fragilidad y enamorarte. Yo fui la primera que se rindió a él cuando estaba buscando un protagonista para mi película». En 'Mothering Sunday', O’Connor interpreta a un romántico irresistible enamorado del personaje que interpreta la actriz Odessa Young. Atrás quedó el sensible Príncipe Carlos, aunque repite con Olivia Colman en un elenco en el que también destacan Colin Firth y Glenda Jackson. Connor supera la prueba a base de encanto y profesionalidad. En una cinta donde se retrata el abandono de una relación entre la pasión y la tragedia tras el alto coste civil de la Primera Guerra Mundial. La directora Eva Husson dota a Josh O'Connor de la alcurnia de un tipo cosmopolita al más puro estilo 'Downton Abbey', pero sin tantas tormentas emocionales como requería el drama televisivo, aquí prima la desnudez física y emocional que es la fuerza de los personajes. La última película que Husson estrenó en Toronto fue 'Bang Gang', una cinta francesa sobre adolescentes montando orgías. Vuelve la carga sexual a su trama, y aunque hay mucha desnudez y sensualidad en su nueva película, O’Connor reconoció que la parte más difícil no fue filmar desnudo, sino hacerlo durante una pandemia. «No fue extraño mostrarme desnudo ante las cámaras, lo difícil fue rodar con mascarillas en tiempos de coronavirus porque costaba encontrar intimidad», aseguró el actor. La directora confesó que él y su coprotagonista habían sido muy valientes por atreverse a aparecer desnudos en pantalla. «Si no hubieran sido tiempos de coronavirus, le habría pedido a todo el equipo que se desnudara como hizo Lars von Trier», bromeó Husson, que apuntó que le gusta hacer películas sensuales, «donde veamos los extremos de los seres humanos. Mi relación con el guión ha sido muy interesante porque tengo la sensación de que el guión ha encontrado su camino hasta mí».

spot_img

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí