Reacción de garra y España vuela a semifinales

Escrito por el diciembre 14, 2021

  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • Pinterest
  • Gmail
  • Blogger
  • Tumblr
Esta España tenía muchas ganas de celebrar un Mundial en casa. La ocasión, primera en la historia, de conseguir una medalla ante un público entregado, bien vale desplegar todos los recursos naturales, trabajados o improvisados si hace falta. Y, por el momento, la selección cumple con la ilusión; alinea su juego efectivo y vistoso con las ganas de llegar hasta el último día de campeonato y se planta en semifinales tras vencer a Alemania con un tremendo ejercicio de entereza y confianza.

Que la selección alemana hubiera perdido de dieciséis goles ante Dinamarca en la fase de grupos no era un dato que José Ignacio Prades tomara como real. Alemania le dio la razón con un comienzo de partido fulgurante. Porque supo ajustarse en defensa y creó demasiados quebraderos de cabeza a España, incapaz de materializar ninguno de sus ataques en los primeros ocho minutos de encuentro. Un inicio tramposo y lleno de incertidumbres que obligó al seleccionador a reestructurar la estrategia y, sobre todo, la moral, cuando el marcador indicaba un inquietante 0-3.

Alemania había cerrado bien las líneas y la prisa de España chocaba una y otra vez, con cierto desbarajuste que provocó pérdidas de balón y dio aire a las rivales. Pero en cuanto la selección nacional comenzó a cerrar la portería, la intranquilidad dio paso poco a poco a la confianza. Las de Prades encontraron la forma de neutralizar a las alemanas, otra vez una enorme Mercedes Castellanos, y se despertaron a la carrera. Después de cuatro minutos sin anotar ningún equipo, el partido ganó intensidad y velocidad, y ahí España se desenvuelve como nadie.

Ya solo hubo certezas, de que la selección tenía todas las herramientas para doblegar a Alemania y mucha más ilusión. Las prisas se evadieron y con la pausa que requiere una remontada a lo grande, los goles fueron llegando desde los lanzamientos exteriores o desde los siete metros. España comenzó a gustarse tanto que cada pérdida rival era un gol. Al descanso (14-10), se había olvidado ese inicio dubitativo y se escribió un nuevo guion, siempre con tres o cuatro goles de ventaja, con Carmen Campos (7 goles), Castellanos o Paula Arcos como protagonistas. Aunque, en realidad, la selección, como siempre, es equipo. Uno que tiene paciencia, conoce sus límites y sus cualidades, confía en la compañera, en la portería, en las piernas, en los pases y en la ilusión. La que tiene esta España, que reacciona ante los problemas con compromiso y con confianza, y que luchará el viernes por las medallas, ante Noruega o Rusia, en el Mundial de casa.


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *



Canción actual

Título

Artista

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!

Pin It on Pinterest

Share This